03 enero 2007

Sobre el amor

Ay... el amor



Yo lo sé que me ama,
que no es indispensable comprender para amar,
que el modelo de amor está entre quienes hablan civilizadamente
y en quienes hacen cola
hasta que el ser amado denota su presencia
entre los que acudieron a celebrar el día de la hija o del hijo,
y empieza a comprender, de nuevo, como siempre,
que dentro de la cárcel en la que lo encerraron,
sin opción a que nadie pueda ya más abrirla,
alguien pinta los muros con alegres colores.

Antonio Hernández en Diezmo de Madrugada