17 marzo 2009

Tiempo de silencios

Cruzando el río

En ninguna parte puede hallar el hombre un retiro tan apacible y tranquilo como en la intimidad de su alma.
Marco Aurelio(emperador romano 121-180)

Fotografía de Todo-Juanjo

La primavera ha llegado, y con ella la ampliación de las horas de luz y una meteorología más favorable.
Con toda probabilidad mis ausencias en el blog crecerán proporcionalmente a la longitud de mis paseos, que no solo lo harán en distancia, sino también en tiempo.
Y de algún sitio tiene que salir el tiempo.
Aumentarán los paréntesis de silencio, que muchas veces, dicen tanto como las palabras.
Sólo hay que saber escucharlos.

Un abrazo a tod@s.

Artea

5 comentarios:

Susana dijo...

Y tanto que los silencios dicen tanto como las palabras, como esos agresivos que se leen en los ojos de dos chavales después de una pelea (hasta cuatro hemos tenido hoy), o en el extremo opuesto, el silencio tranquilo de un bebé durmiendo.

Menos mal que al llegar a casa y mirar por aquí he encontrado esta joyita; aunque sólo fuese por el texto, o sólo por la foto, ha sido un remanso de paz.

De nuevo aciertas, Artea, al ofrecernos la cita de Marco Aurelio; dónde mejor que en nosotros mismos?

Abrazos, cada vez más tranquilos.

P.D. Disfruta de esos paseos, tú que puedes. Qué envidia me das, no sé si llevarme los apuntes al parque...

la vojo dijo...

ah! Marco Aurelio, ¿habrá hoy en día hombres así?, Tal vez nunca existieron.

Gracias

Artea dijo...

Hola Susana.-

Si puedes, ni lo dudes... apuntes al parque. Eso vaya por descontado.

Un día algo "durito" por lo que se deja entrever de tus palabras. Siempre es bueno disponer de oasis o momentos en los que simplemente abandonarse al silencio propio.

Por lo demás, ciertamente interesante la cita de Marco Aurelio. La encontré en la revista Mente Sana de este mes.

Un abrazo Susana.

Hola la vojo.-

Bienvenida y gracias por tu comentario.
¿Acaso no existen hombre así ahora?
Busca bien... seguro que alguno debe quedar por ahí fuera. :)

Son como las meigas... haberlas... haylas.

Un abrazo.

Bolero dijo...

Que bonita la frase de Marco Aurelio.
Feliz primavera!

Artea dijo...

Hola Bolero.-

Encantado de verte de nuevo por aquí.
Ciertamente que la frasecita se las trae.
Que nos acompañe pues en lo sucesivo.

Un fuerte abrazo.